miércoles, 23 de abril de 2014

15 Mitos para ganar Eurovisión (IX)



MITO 9: El Idioma Importa


Por supuesto que el idioma importa en Eurovisión. En 1965, en la decimosegunda edición del Festival, Puppet on a String se convirtió en la primera canción en inglés que ganó el concurso. Y en 1969, cuatro temas de nacionalidades e idiomas distintos sobresalieron en el cuádruple triunfo que hizo ganadoras a las representantes de Reino Unido, España, Países Bajos y Francia.

En fechas más recientes, con el cambio de reglas que en 1999 se estableció sobre la libertad de idioma, la aceptación de que los países participantes en el concurso pudieran hacerlo en la lengua que quisieran, no necesariamente alguna de las oficiales, significó la disminución de la multiculturalidad lingüística sobre el escenario y la predominancia del idioma inglés como garantía de éxito, pues siendo un idioma internacional, la letra de una canción expresada en inglés puede ser más entendida y llegar a las conciencias de todos los públicos del planeta.

Las estadísticas no fallan, y desde 1991 a la fecha, año en que ganó Carola con un tema cantado en sueco, solo dos países más han vuelto a conseguir el triunfo con sus temas interpretados en otra lengua que no sea el inglés: la israelí Dana Internacional con Diva cantada en su mayor parte en hebreo, y la serbia Marija Šerifović interpretando en serbio Molitva (Oración). Por lo tanto, puede pensarse que un tema cantado en inglés tendrá mayor garantía de triunfo que uno en lengua nacional.


AÑO 1991

Canción: Fångad av en Stormvind (Atrapada por un viento huracanado)
Intérprete: Carola
País: Suecia
Lugar obtenido: 1er. Lugar






AÑO 1998

Canción: Diva
Intérprete: Dana International
País: Israel
Lugar obtenido: 1er. Lugar






AÑO 2007

Canción: Molitva (Oración)
Intérprete: Marija Šerifović
País: Serbia
Lugar obtenido: 1er. Lugar





En 2012, de los 42 temas participantes, 24 fueron interpretados íntegramente en inglés, mientras que 11 lo hicieron en idiomas oficiales propios. A su vez, en la edición eurovisiva del año pasado (2013), de los 39 temas participantes, 22 fueron interpretados íntegramente en lengua inglesa, y solo 17 utilizaron idiomas propios. Sin embargo, este 2014 se espera que solo 3 de los 37 países sean los que interpreten sus propuestas íntegramente en idioma nacional: Portugal, Montenegro y Francia. Algunas más lo harán combinando su lengua natal con el inglés para “hacer llegar a más gente” su canción. Pero sin duda, uno de los puntos fuertes del festival como era escuchar el mosaico de lenguas extranjeras parece que se está aproximando a su extinción.

De los países más veteranos que participan en el festival, solo Italia se ha mantenido fiel a su idioma y jamás se ha presentado en Eurovisión con un tema en otro idioma que no sea el italiano. Pero solo ha tenido 38 apariciones en los 59 años de vida del festival. Así que ese honor lo sustentaban con mayor número de participaciones Francia, España y Portugal, que se habían mantenido sin traicionar a su lengua oficial siempre participando temas que no contenían letras en inglés más allá de alguna frase en el estribillo. 

Pero esa convicción cambió para Portugal en 2005, cuando en afán de modernizar sus apuestas, su pareja de representantes 2B interpretó el tema Amar a mitad entre en inglés y el portugués, con un injusto resultado (17mo en semifinales) causado por los problemas de sonido y micrófonos que permearon las expectativas de los portugueses por pasar a una final eurovisiva. 

De igual modo, el orgullo de Francia cayó en 2008 cuando Sébastien Tellier presentó su tema Divine cantado casi íntegramente en la lengua del eterno enemigo, el inglés, con solo algunas frases en francés, y el resultado, por supuesto, tampoco fue el esperado (19no. lugar). 

Hablando de España, puede decirse que si ya en su primer triunfo eurovisivo en 1968, Massiel cantó todo un estribillo de su canción La, La, La en inglés, este 2014 la representante hispana Ruth Lorenzo intentará acabar con la mala racha de la península ibérica y conseguir un buen lugar con su tema Dancing in the Rain interpretado mayoritariamente en inglés, y que a falta de esperar el resultado, le trajo multitud de críticas en su país, pero fuera de él, las mejores expectativas.


AÑO 2005

Canción: Amar
Intérprete: 2B
País: Portugal
Lugar obtenido (Semifinal): 17mo. Lugar






AÑO 2008

Canción: Divine (Divino)
Intérprete: Sébastien Tellier
País: Francia
Lugar obtenido: 19no. Lugar




¿El idioma importa en Eurovisión? Definitivamente sí, cuenta mucho, pero cuando un canción es buena y gusta a la mayoría, no importa si un tema esté hablado en inglés o en un idioma inventado como el de Bélgica en 2003, siempre acaba en los primeros puestos. Así que la cita bíblica de babel puede no repetirse en el escenario, porque ya desde hace mucho, todos hablan el mismo idioma.


AÑO 2003

Canción: Sanomi
Intérprete: Urban Trad
País: Bélgica
Lugar obtenido: 2do. Lugar




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada